parentesis.com/

Reseña: Xbox Series X

por: Christopher Jiménez Christopher Jiménez

10 Excelente
precio aproximado: $13,999
  • Diseño minimalista
  • Tiempos de carga reducidos
  • Interfaz familiar
  • Retrocompatibilidad de juegos y accesorios
  • Almacenamiento limitado para el tamaño de los juegos

Entre Parentesis

Después de varios meses de espera, por fin pudimos ponerle las manos encima a la nueva consola de Microsoft y te podemos adelantar que los casi 14 mil pesos que tienes que pagar por ella están bien justificados.

Siempre que hay un cambio de generación en las consolas se crean las mismas preguntas: ¿Cuál es más potente? ¿Cuál es mejor para mí? ¿Cuál comprar? ¿ Qué me ofrece cada una?;  pues bien, llevo unos cuantos días probando el Xbox Series X y acá te platico mi opinión completa, esperando poder ayudar a resolver todas tus dudas.

 

Te puede interesar: Unboxing Xbox Series X y Xbox Series S

 


El Xbox Series X se juega de una manera excelsa y no hay duda de que es el mejor Xbox creado hasta la fecha, tanto por el aspecto técnico, como por el diseño del mismo al tenerlo en vivo.

 

Su forma de monolito es minimalista, su diseño industrial es muy bonito y no te dejes engañar, no es una consola enorme: sus dimensiones son de 151 x 151 x 301 mm, aunque su peso es de 4.44 kg, por lo que vas a tener que pensar muy bien en que mueble o repisa lo vas a colocar.

 

 

Hablando de puertos y conectividad tenemos un puerto HDMI 2.1, 3 puertos USB 3.1, un puerto Ethernet y un espacio para colocar la memoria externa; en la caja viene el cable de corriente, ya sin las enormes fuentes de poder que parecían trampas de los Cazafantasmas.

 

Además, viene un cable HDMI 2.1 incluido, para aprovechar al máximo la resolución, audio y los 120fps, pero debes de saber que este tipo de conexiones las tienen pantallas de última generación. Si te interesa, probé la consola en una pantalla FullHD y una 4K, y a pesar de no tener HDMI 2.1, la experiencia fue genial.

 

 

Ahora bien, si tienes una pantalla 4K con un HDR o una 8K, vas a poder disfrutar al máximo todas las bondades que la consola ofrece, incluyendo un modo automático de baja latenciafrecuencia de actualización variableAMD FreeSync, además del apartado de sonido, en el que contamos con Dolby Digital 5.1, DTS 5.1 y Dolby TrueHD con Atmos.

 

Como toda consola nueva, hay que actualizarla y bajar muchas GB de información. Con el Xbox Series X todo lo harás con una app (disponible para iOS y Android): conectas tu celular a tu consola y a través de la aplicación se actualiza y la deja lista para empezar a jugar. Este proceso fue muy rápido y me sorprendió.

 

La app te sirve para administrar tus juegos, ver el estado de tu consola y checar tu cuenta; para vincular la aplicación con tu consola solo tienes que escribir un código y listo.

 

En el apartado de memoria y almacenamiento contamos con una memoria RAM GDDR6 de 16GB y un SSD NVME personalizado de 1TB, además de que podremos usar una tarjeta Seagate de 1TB para aumentar el almacenamiento.

 

 

Antes de entrar en temas como interfaz o desempeño, puede que te estés preguntando si la consola es ruidosa o se calienta; pues déjame decirte que el Xbox Series X es muy silencioso, ideal para aquellas personas que gustan de jugar por las noches.

 

Su sistema de ventilación y sus tres canales de flujo de aire están tan bien diseñados que distribuyen uniformemente las distintas temperaturas que generan todos los componentes; el aire entra por la ventila ubicada abajo en un costado y viaja por toda la consola para ser liberado por la parte superior.

 

 

En estos primeros días de uso, he tenido prendida la consola poco más de 8 horas seguidas, reproduciendo juegos como Gears of War 5 o Doom Eternal y el ventilador no generó ruido ni la consola se sobrecalentó.

 

Este modelo de Xbox viene con unidad óptica 4K UHD Blu-ray, por lo que si eres jugador de Xbox de hace muchos años y tienes juegos de generaciones pasadas (Xbox, Xbox 360 y Xbox One), podrás desempolvarlos y usarlos con el Xbox Series X.

 

Creo que la lista de títulos que tengan soporte en el Xbox Series X estará aumentando. En mi caso, jugué Splinter Cell del primer Xbox, Bayonetta y Metal Gear Rising del Xbox 360 y Sunset Overdrive del Xbox One y con todos tuve una buena experiencia.

 

Además, con Xbox Game Pass hay muchísimos títulos a la mano, incluidos algunos de Xbox 360 y uno que otro del Xbox clásico. La interfaz es muy similar a lo que vimos en Xbox One, sencilla y que deja todo a la vista para ajustar desde la resolución de la imagen hasta calibrar el HDR en los juegos.

 

 

Una de las mejoras más importantes en esta nueva consola son los tiempos de carga, ya que son mínimos y en cuestión de segundos estarás disfrutando de títulos como Gears of Wars 5 o Forza Horizons y es aquí donde vuelve nuestra palabra favorita: teraflops.

 

Gracias a su CPU Zen 2 de 8 núcleos a 3.8GHz y un GPU de12 teraflops a 1.825GHz con RDNA 2, los tiempos de carga se disminuyen considerablemente, al igual que saltar de un título a otro, todo es en cuestión de segundos.

 

Ahora, ¿Cómo se ve el Xbox Series X?. Sabemos que cuenta con una resolución 4K nativa (3840 x 2160 píxeles), pero si no tienes una pantalla con esta resolución, no te preocupes, probé la consola tanto en una pantalla FullHD, como en una 4K y todo se ve hermoso. En títulos como Gears of War 5 o Forza Horizons, los detalles de partículas de agua o nieve, incluso la piel de los personajes en el caso de Gears 5 se ven increíbles.

 


En el aspecto del control no hay mucho cambio en comparación con el control del Xbox One, la principal diferencia es la incorporación del botón Share y la textura en la parte posterior, que ayuda a tener mejor agarre.

 

 

Otro aspecto diferente es el Pad, que aquí encontramos algo muy similar a lo que vimos en el control Elite; ya no es la clásica cruz, si no que tiene un aspecto mucho más ergonómico en forma de círculo completo que al momento de usarlo se siente mucho más rápido y responsivo.

 

 

El único detalle con los controles de Xbox es que el presionado de los botones sea un poco más suave, creo que lo pueden mejorar. Por otra parte se mantiene el tema de las pilas y, si no quieres dañar al ambiente con tanta pila, puedes usar tus kits de recarga del Xbox One, que son compatibles; de igual forma encontramos una entrada USB-C en la parte posterior que va muy ligada al mismo tema de la recarga.

 

 

Hablando de accesorios, aquí te va otra buena noticia: todos tus accesorios de Xbox One son compatibles con este nuevo modelo.

 

Creo que Microsoft realmente escuchó a sus usuarios; la retrocompatibilidad tanto en juegos como en accesorios era algo que se pedía a gritos desde hace años y ahora que lo tenemos, lo convierten en una opción muy atractiva al momento de decidirse por una consola de nueva generación.

 

 

Sin lugar a dudas mi experiencia con el Xbox Series X me dejó muy satisfecho, ya que mejora muchas cosas que en generaciones pasadas padecíamos y en aspectos técnicos me dejó boquiabierto.


El Xbox Series X lo podemos encontrar a un precio de 499 dólares, en México, 13 mil 999 pesos. Espero que esta reseña te ayude a esclarecer dudas acerca de esta increíble consola.

 

Bonus: Nueva XBOX Series X | RESEÑA en español ¡Es una BESTIA!

 

NO TE PIERDAS LA FOTOGALERÍA DEL XBOX SERIES X

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por Paréntesis.com (@parentesiscom) el

Nuestros lectores calificaron este producto con:

4.9

personas35 usuarios lo han calificado


Y tu... ¿Cómo calificarias este producto?

Ayuda a otros usuarios con tu opinión.

Comenta: